Tips para el cuidado de tus libros

Estoy celebrando el Día Internacional del Libro con este post!! Es un día para regalar libros, no les parece? Pero como no tengo patrocinadores para regalarles libros se me ocurrió regalarle algo a sus libros, y plantear algunos consejos de cuidado para estos amigos.

¿Empezamos?

1. Un lugar para cada cosa y cada cosa en su lugar

Los libros al igual que la ropa, las mascotas y accesorios también tienen que tener un lugar. Tú no encuentras la sal debajo de tu almohada, cierto? Ni tampoco pones el papel de baño en la mesa, o sí? Pues es igual con libros!, Deben de tener un lugar especial, una mesa, una repisa, un espacio en el escritorio o cualquier lugar en donde estén lejos de la humedad, el sol directo y lejos de irresponsables que no sepan manejar libros.

2. Cubiertas

Antes las pastas de los libros eran gruesas y permitían un mejor cuidado de los libros, cada vez las portadas son más delgadas y se pueden doblar fácilmente. Antes de que eso pase puedes comprar medio metro de hule de ese que usabas para forrar los cuadernos en la primaria y ponérselo al libro, o un forro de los que ya vienen solo para poner. Tu libro te lo agradecerá.

Si ya trae una cubierta, no se la quites!!! Déjasela, es como su segunda piel.

3. Para eso son los separadores…

hay libros que en su cubierta trae otra plantilla que se desdobla, aunque la utilidad sea ahorrarte el separador, si unas esa plantilla tu libro se gastará más rápido, así que evita usarla y mejor usa un separador tradicional. En librerías como Gandhi y Sótano te dan separadores gratis!

4. Los grandes enemigos de los libros

Evita que tus libros estén cerca de agua o cualquier otro líquido, que no estén expuestos a que el sol los decolore, ni a cosas como niños juguetones que agarran cualquier cosa para rayar. Esos son los grandes enemigos de tus amigos.

5. Enfermería

Tengo libros de ediciones más viejas que el movimiento estudiantil, que a lo mejor fueron de mis tíos o de mis abuelos y por las mudanzas se quedaron en manos de mis papás, acto seguido pasaron a ser de mi propiedad, o libros que adquirí en librerías de viejo y están muy maltratados. Si por cuestiones del tiempo alguno de tus libros se quedó sin pasta o se deshojó como algunos míos siempre puedes fungir de enfermer@ y con un buen pedazo de cartón con las medidas adecuadas y el uso correcto de pegamento darle un segundo aire a ese amiguito que tiene tanto por contar!

6. Préstamos

Soy enemiga número uno y declarada de la frase “Quien presta un libro es un tonto pero quien lo devuelve es todavía más”… de verdad ODIO esa frase. Creo que los libros quieren ser leídos, y que es un insulto el que solo sean leídos una vez. Si en nuestras manos está el que alguien más se beneficie con la lectura es nuestra obligación hacerlo. Y es una obligación de caballeros (y damas) el devolver ese libro íntegramente! Un libro leído es un libro feliz.

Espero que estos consejos sirvan de mucho y que los lleven a la práctica.

Les tengo una gran sorpresa para el siguiente post, tendré el placer de mostrarles el trabajo de una artista que admiro mucho, su trabajo es realmente sorprendente… Eva Vale!! Así que espero que estén pendientes, si no están suscritos, suscríbanse!! Si me quieren mandar algún comentario o pregunta lo pueden hacer vía mail, tweet o dejándome un feedback aquí.

Besos de té negro con durazno, Dirty Sharon

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s